lunes, 13 de julio de 2009

1ª Concentración de foreros Derbi Terra

El sábado 27 de junio se celebró en Navacerrada la 1ª Concentración Foro Derbi Terra 125, con la asistencia de 13 amigos y amigas del foro.

Martrix, Merywilly, Joaking, LuisAdventure, Retor y yo mismo, pasamos la noche del sábado en Segovia junto con Cascade que se nos unió para cenar y tomar unas copas después... vistimos varios bares de esta noble villa, que se encontraba en fiestas y deambulaban por sus empedradas calles muchos turistas y otros muchos segovianos, disfrutando de la noche veraniega, tras levantarnos el domingo y desayunar metimos la terra el la furgoneta y partimos de vuelta a la mancha... así transcurrió las últimas horas de esta concentración

Al después de las 11:00h. llegamos el grupo de Segovia junto con Gummy y su Mulhacien 659, al punto de partida el Parking de la estación de esquí de Navacerrada, a 1858metros, el puerto comienza a unos 1200metros, no es el más alto de España pero seguro que el más transitado, sus 7 kilometros con un 8% de desnivel medio, no hizo mella en nuestros motores que se portaron de maravilla, luego bajamos por el Valle de Lozoya y subimos Cotos, donde de nuevos nuestras motos demostraron que no hay nada que se les resista. Así continuamos hasta Pedraza donde hicimos un alto en el camino en este bello pueblo medieval amurallado.

En Turegano comimos como no podía ser otra cosa que cordero, con denominación de origen... el restaurante Casa Holguera fundado en 1893, dejamos atras Turegano y su castillo de origen celtibero, y nos adentramos en el Parque Natural de las Hoces del Rio Duratón, visitando la Ermita de San Frutos. Este parque natural tiene unos 44 kilometros de extensión y alguno de sus cañones más de 100 metros de altura, alli nidifica el Buitre Leonado, siendo uno de los principales atractivos de la zona. Tras las despedidas unos antes otros despúes llegamos hasta nuestros destinos con el culo y las rodillas molidas, pero con el corazón contento, como dice la canción...

Gracias a todos por compartir estos momentos, a Cascade por organizar, reservar, ya te vale, la próxima en moto. Gracias a Thais y su amigo por acercaros hasta Navacerrada y perdón por no haberos despedido como "dios manda", a EseRodry y Maquinero por pasaros a saludarnos, a los demás Joaking, PuchCondor, Ruter, LuisAdventure, Gummy, Martrix y Retor, la próxima me teneis que cantar cumpleaños feliz... y a Merywilly una mención especial, muchas gracias por compartir conmigo estos momentos y hacerme feliz.

Ahora escribiendo desde el patio de casa, recuerdo anecdotas, risas y comentarios que se van fundiendo en mi memoria, alguno ya desea que quedemos aunque sea en la luna, será entonces que lo pasamos bien.

Si bien algunos se hicieron, como en el caso de LuisAdventure casí 1000 kilometros subido a lomos de la terra, en mi caso superé los mil combinados entre furgoneta y moto... otros 300 como el jovencisimo PuchCondor con unos 300 llegando a las 23h. entre todos demostramos que si se quiere se puede... a Derbi gracias por hacer motos como nuestra terra.





martes, 7 de julio de 2009

Paraiso Terrenal

Relatar esta fiesta con motos y naturaleza me está resultando tremendamente difícil de empezar, llevo días pensando y recordando cosas y "por dios" no quisiera dejarme nada... Caminar y dejar atrás el comienzo es tan sólo comenzar y dejar que uno tras otro los pies te lleven adelante, a sí comienza lo que hasta hoy ha sido una de mis mejores salidas. Gracias a todos.

Acompañados de los que en otras ocasiones han sido compañeros tan sólo de viaje por unas horas, para ser más exactos faltaba Jarry550 que se marcó la ruta en coche, junto con Mari Carmen su mujer y Luna un precioso bebe de menos de un año, no... tranquilos no iban en la Van Van sino en su Toyota con la Van Van bien agarradita en un portamotos.

Si bien antes de los 120kilometros que recorrimos hasta llegar al "paraiso" dejamos lo que serian nuestros enseres para unos días y a nuestras respectivas mujeres, Aracos y yo en el coche de este, así continuó el viaje de la VanVan blanca, amarrada y con el caballete puesto, detrás iban Cati conductora con miles de kilómetros a sus espaldas y Maria Pilar junto con Lucia, la pequeña de Aracos, que iban detrás, por cierto la pobrecita Lucía, en las ultimas curvas su pequeño estomago reaccionó bruscamente a las numerosas curvas del viaje y como no podía ser de otra forma, vomitó. Tras repostar y comprar hielo en algo mas de una hora llegaron y para cuando los que íbamos en moto hicimos acto de presencia ya teníamos el equipaje en las casas. También, como de constumbre en ellos Zomero y Susana compartieron asiento en la VanVan amarilla.

Susana en una mochila en la espalda las biandas para las brasas, que casi llegan medio fritas... debido al sol de justicia que nos acompañó toda la mañana, yo llevaba en mi baúl como oro en paño lo que sería la comida del primer día, Maria Pilar la noche de antes había hecho albóndigas y las dejó en olla express cerradita y a presión para comérnoslas como recién hechas al día siguiente, imagináis como explico a la Guardia Civil que lo que llevo es la comida y no otra cosa... en fin nadie nos paró y por cierto estuvieron de "rechupete".

En la primera salida en moto sería mi derbi la que me dejó tirado... un problema con el casquillo del encendido tenía uno de los cables pelados y si girabas totalmente hacia los lados el manillar la moto se paraba, pues no hacia contacto, Así que se pospuso mí salida con las tres VanVan, que se dispusieron hacer los primeros kilómetros juntas, tras unos arreglos ayudado de la mecánica jefe MariPili, pudimos pelar y juntar el cable en cuestión y así tras una llamada por el móvil quede con los otros tres, en el desvío hacia Yeste, salí con ganas de alcanzarles pero tras unos kilómetros se paró de nuevo, comprobé que era la misma avería y sin posibilidad de juntar de nuevo los cables por el lado del casquillo, así que arranque los cables del encendido uní el verde y el amarillo y encendido, tras arrancar gire el manillar para subirme a la moto y los cables hicieron masa y se fundió un fusible, menos mal que la moto lleva otro lo cambie y uni el cable con cinta aislante, así estuve todo el viaje, haciendo el puente en la moto, no veas las caras de los galolineros al parar y soltar los cables para repostar.


Así y todo esta fue lo único en lo que se refiere a averías en las motos, todas se comportaron como autenticas campeonas, pues os puedo asegurar que las expusimos a duras pruebas. Ya por la tarde MariPili se animó a compartir conmigo los 40 kilómetros ida y vuelta a Yeste a comprar pan, nos cayeron algunas gotas pues el tiempo cambió, además he de decir que la moto se comportó muy bien pues en las pendientes de subida hacia Yeste, muy numerosas y continuadas la moto mantuvo muy buen ritmo.

Regresemos a nuestro cuartel general y animando al resto para dar una vuelta por los alrededores, decidimos ir por un camino cercano que nos llevaría hasta el Cerro Lobo, tras los primeros kilómetros nos dimos de bruces con un árbol en medio del camino, decidimos sortearlo colocando unas piedras en ambos lados y una tras otra las cuatro motos pasaron por encima... continuamos cruzando el Arroyo del puerto y bordeando Cerro Lobo siempre buscando la senda hasta Majada Carrascas para evitar volver por el mismo sitio, pero no encontramos esta senda y tuvimos que desandar por el mismo camino y casi desidratados llegamos a la Raspilla, habiendo disfrutado de tres horas llenas de caminos.

Al día siguiente Jary550 y Aracos junto con sus niñas, salieron en familia para recorrer andando unas sendas que llevan por la cañada, animé a MariPilar a que me acompañara por la ruta que hicieron el día antes las tres VanVan y que yo por problemas mecánicos no pude, así se nos unieron Zomero y Susana y partimos, hasta las Quebradas con idea de hacer algunos los tres kilómetros por pistas que unen con los Collados y continuar hasta Molinicos pasando por Torre Pedro y Las Hoyas, pero equivocamos en un desvío que nos llevo hasta el Cerro de la Mina y tras unos kilómetros bajando por pistas con mucha pendiente que parecían ríos de piedra suelta, nos desviamos por la izquierda del Fontanar hasta el Cortijo de los Carriles y volvimos a la raspilla, así el bautismo de María Pilar por lo marrón , se convirtió en una ruta de mucha dificultad debido en gran parte por la pendiente pasamos de los 1200 metros de Las Quebradas hasta los 700 donde se cruza la carretera con el Barranco de los Carriles.

Tras la comida decidimos salir sobre las cinco y media y no llegar de noche, el camino se hizo rápido con una pequeña parada para repostar y refrigerar nos por dentro así llegamos hasta casa con casi 300 kilómetros en las espaldas y con la satisfacción de haber pasado en buena compañía unos días que nunca olvidaremos, además como alguno me ha comentado después si pudiésemos contar las curvas que tomamos en esos días serian varios miles, seguro. Con la seguridad de volver pronto cuando el sol no haga mella en nuestros cuerpos y descubrir parajes que nos dejamos sin visitar.

A esta crónica acompaña un reportaje fotográfico que resume con claridad los paisajes, las motos, las personas y como ocurrió esta gran aventura. Hasta la próxima.




Design by: FinalSense